Esta web usa cookies. Si continuas navegando por esta web estarás aceptando nuestra política de cookies.

AceptarMás información

La verdadera historia de Robinson Crusoe

4 min. Que no os cuenten mentiras sobre la historia de Robinson Crusoe. Ni estaba solo, ni tenía un amigo llamado Viernes, ni hablaba con un coco (bueno, hablaba con dos cocos para comérselos). Todo eso es falso. La realidad sobre este náufrago es esta: Robinson nunca quiso volver porque follaba mucho, muchísimo más que antes. Y este vídeo lo corrobora. En plena naturaleza salvaje, su querida amiga indígena le come el rabo como una desesperada, hambrienta y deseosa de su ración diaria de leche. Robinson empieza a darle caña a esta mulata mientras le bailan las tetas arriba y abajo hasta que finalmente consigue su alimento más deseado: la lefa. Viendo esto apoyamos la decisión de Crusoe. Debió de ser muy duro vivir allí... Nos podemos hacer una idea.

Añadido el 29/10/2012

Ahórrate un 60% con nuestra membresía anual – ¡Haz clic aquí!

ACCESO DENEGADO

Contenido exclusivo para miembros

Regístrate (No, gracias)

+18

El contenido de esta página web es para adultos

Esta WEB contiene material para personas mayores de 18 años. Si usted es menor de 18 años o se puede sentir ofendido por imágenes y vídeos sexualmente explícitos debe abandonar esta página.

Language 1Language 2ENTRAR

Try us out securely with PayPal NOW!

PayPal!